Definición de Leucemia

- Definista

La leucemia es una clase de cáncer que aparece en la sangre y que inicia en la médula ósea, producto del crecimiento anormal de los glóbulos blancos. Las células cancerosas entorpecen la producción normal de glóbulos rojos, glóbulos blancos y plaquetas saludables, por lo que la disminución de ellas provoca inconvenientes en el traslado de oxígeno a los tejidos.

Leucemia

La leucemia es considerada como un tipo de cáncer que se origina con mayor frecuencia en niños menores de 15 años. Existen diferentes tipos de leucemia entre los cuales están:

Leucemia linfoblástica aguda (ALL): es un tipo de cáncer de rápido crecimiento de una clase de glóbulo blanco denominado linfoblasto, y se origina cuando se multiplica la cantidad de estos glóbulos inmaduros.

Leucemia mieloide (mielógena) aguda (AML): es un tipo de cáncer que se origina en las células de la línea mieloide de los leucocitos, se caracteriza por la inmediata multiplicación de células anormales que se aglomeran en la médula ósea, obstaculizando la producción de glóbulos rojos normales. Esta clase de leucemia es muy frecuente en los adultos.

Leucemia linfocítica crónica (CLL): se caracteriza por la producción anormal de linfocitos que no funcionan, que van reemplazando a las células normales de la médula y de los ganglios linfáticos. Estas células obstaculizan el buen funcionamiento de los linfocitos normales, ocasionando un debilitamiento en el sistema inmune del paciente.

Leucemia mieloide (mielógena) crónica (CML): en este caso la célula que provoca esta enfermedad, produce glóbulos, rojos, blancos y plaquetas, que funcionan, aparentemente, semejante a las células normales. Sin embargo la producción de glóbulos rojos es menor a lo normal, lo que implica la aparición de anemia. En el caso de los glóbulos blancos y aunque su funcionamiento parezca normal, sus conteos resultan elevados y crecen de forma continua, lo que puede ocasionar muchos problemas si el paciente no recibe tratamiento a tiempo.

Las causas que originan la aparición de esta enfermedad no se pueden determinar con exactitud, sin embargo si se puede demostrar que esta afección no es contagiosa y mucho menos hereditaria.

Los síntomas que se presentan durante la enfermedad, pueden variar dependiendo del tipo de leucemia:

Leucemia mieloide aguda: pérdida del apetito, debilidad, agotamiento, fiebre. Leucemia mieloide crónica: cansancio, fiebre, desgano al comer, pérdida de peso. Leucemia linfocítica aguda: agotamiento, debilidad, mareos, sangrado frecuente por la nariz y encías, aparición de moretones en la piel, pérdida de peso, fiebre. Leucemia linfocítica crónica: presenta los mismos síntomas que la linfocítica aguda, además de un aumento en los ganglios linfáticos.

El diagnóstico puede darse luego de realizar una serie de exámenes de laboratorio, pruebas cromosómicas, o a través de la extracción del líquido cefalorraquídeo que abarca el cerebro y la médula espinal, o al realizar una biopsia de la médula ósea.

El tratamiento recomendado en estos casos es la aplicación inmediata de quimioterapia, la cual comprende tres fases: inducción a la remisión (dura entre cuatro a cinco semanas), en esta etapa se busca eliminar la mayor cantidad de células malas. La fase de consolidación tiene una duración entre dos a tres semanas y la fase de mantenimiento que dura hasta completar los tres años de tratamiento.

No existe aún una manera de prevenir la aparición de la leucemia, aunque los médicos recomiendan a las personas llevar una vida sana, mantener una alimentación a base de frutas verduras y vegetales, no consumir tantos alimentos enlatados, entre otras.


Sugiere un concepto

Definiciones Relacionadas:


Publicado: Noviembre 14, 2016

Otros conceptos: