1. Definición
  2. A
  3. Salud 🩺
  4. Ácido Acetilsalicílico

Ácido Acetilsalicílico

El ácido acetilsalicílico conocido popularmente como aspirina, es un medicamento que pertenece al grupo de los salicilatos. Es considerado uno de los fármacos más utilizados en el mundo, debido a sus diversos beneficios contra el resfriado común, dolores de cabeza y cuadros febriles. Tomar ácido acetilsalicílico ayuda a prevenir la formación de coágulos de sangre en las arterias y también disminuye el riesgo de sufrir un infarto o un accidente cerebro vascular (ACV). Además de ayudar a que haya un mayor flujo de sangre a las piernas.

Ácido-Acetilsalicilico

Qué es ácido acetilsalicílico

El ácido acetilsalicílico es un compuesto químico C9H8O4 (ácido acetilsalicílico fórmula) mejor conocido como aspirina, es un medicamento perteneciente a los salicilatos, se emplea para tratar dolores leves, fiebres e inflamaciones, además, su efecto es inhibitorio y no selectivo.

Generalmente se emplea el ácido acetilsalicílico para el acné, para tratar enfermedades inflamatorias como la Kawasaki, fiebre reumática o la pericarditis. Su administración es recomendada luego de los ataques al corazón porque tiene la capacidad de reducir los riesgos de muerte. Algunos doctores recomiendan consumirlo a largo plazo para prevenir problemas cardíacos en el futuro, desde coágulos de sangre hasta accidentes cardiovasculares.

El ácido acetilsalicílico precio puede llegar a variar de acuerdo al país, pero generalmente suelen ser bastante económicas y accesibles para las personas.

Historia del ácido acetilsalicílico

Este ácido fue sintetizado por primera vez, por el químico Francés Charles Frédéric Gerhardt en 1853. Sin embargo se tuvo que esperar hasta el año 1897 para que el farmacólogo alemán Félix Hoffmann, químico de los laboratorios Bayer, consiguiera sintetizarlo con mayor pureza. Pero resulta necesario mencionar los usos de este medicamento, mismos que ocurrieron mucho antes del siglo XIX.

La primera vez que se usó la aspirina fue en el año 460-370 por hipócrates, padre de la medicina griega, quien usaba tanto la corteza como las hojas del sauce para preparar remedios naturales y aliviar la fiebre y el dolor corporal de sus pacientes.

Pero el sauce también llegó a ser empleado por los primeros egipcios para curar la fiebre. Los chinos y Sumerios se encargaron de preparar remedios con las hojas del sauce para que este funcionara como un potente analgésico. Incluso en la cultura amerindia y en las antiguas civilizaciones hispanorromanas fue usado el sauce a nivel medicinal.

Tiempo después, gracias a una infinidad de análisis, los expertos descubrieron cómo sintetizar los efectos curativos del sauce hasta crear a las aspirinas.

Características de la aspirina

Ácido-Acetilsalicilico-2

El ácido acetilsalicílico fórmula se basa en un pKa de 3,5 a 25 °C. Esto es lo que hace que el remedio sirva como un potente antiinflamatorio y analgésico. Gracias a su producción, se genera el oxígeno necesario para tener como resultado un electrófilo sumamente fuerte.

Además, la reacción química resultante de la síntesis del ácido es tomada en cuenta como una esterificación. El olor a vinagre es una de las cualidades más comunes de este fármaco y esto se debe a que las tabletas están compuestas por ácido salicílico y ácido acético, una combinación esencial para la elaboración de las pastillas.

Es importante mencionar que también usan pequeñas dosis de ácido sulfúrico y ácido fosfórico, sobre todo en los laboratorios químicos de diferentes universidades de pregrado. Pero además de todo lo que se ha mencionado a lo largo de esta vertiente, existen otras características, unas más específicas que pueden explicar con mayor precisión todo lo relativo a este fármaco.

Formas de uso

Su consumo es oral, pero también existe la posibilidad de administrarlo por vía intravenosa, rectal o intramuscular. Cada pastilla tiene la capacidad de hidrolizarse con bastante sencillez al exponerse tanto al aire como al agua, así que deben ser guardadas en zonas libre de humedad y bien envueltas para no perderlas.

El ácido acetilsalicílico dosis es de un comprimido cada 6 u 8 horas, todo depende del tratamiento que se esté empleando. En el apartado anterior se mencionó el olor a vinagre, pero este solo es perceptible cuando el comprimido se ha hidrolizado, por lo que es recomendable no consumirlo.

En el caso de los adultos, se crearon comprimidos masticables, así como un ácido acetilsalicílico efervescente y otros saborizados, este último con una administración oral y liquida.

Absorción

Cuando el pH es muy bajo, las posibilidades de solubilidad son realmente escasas, lo mismo ocurre cuando el comprimido se encuentra dentro del estómago, de hecho, es posible que la absorción tarde cuando hay muchas dosis del medicamento, por ejemplo, unas 8 o 24 horas de acuerdo al modo de administración. Fuera de esto, las aspirina es absorbida por el tracto digestivo en un lapso de tiempo bastante rápido y termina por concentrarse de una a dos horas en el plasma sanguíneo.

Ahora, como se trata de un ácido relativamente débil, no queda ionizado en el estómago, además, por tener baja o poca solubilidad, la sobredosis es absorbida de una manera bastante lenta, así que no es posible que genere daños inmediatos en el cuerpo humano.

Metabolismo

El fármaco es hidrolizado de manera parcial a ácido salicílico, esto se debe a que posee un efecto de primer paso justo en el hígado ¿Por qué sucede esto? porque el medicamento no tiene acceso inmediato a la circulación, primero debe pasar por el sistema digestivo y luego al hígado, esto sucede por la vena porta.

Ahora, como la aspirina sí tiene la capacidad de llegar al hígado, es muy probable que el metabolismo hepático se encuentre sujeto a una saturación y existan grandes concentraciones del medicamento dentro del organismo, pues este se hidroliza por esterasas en la sangre y en los tejidos.

Todo esto quiere decir que, para que el fármaco surta efecto, se necesita que pase por el hígado, luego entre en contacto con el torrente sanguíneo y finalmente realice su trabajo.

Mecanismo de acción

Para entender la acción del fármaco, es necesario conocer cómo actúa el organismo frente al dolor o a las inflamaciones. En primer lugar, cuando hay dolor o inflamación, el cuerpo crea sustancias llamadas prostaglandinas, mismas que se encargan de decirle al sistema nervioso que existe un daño en el cuerpo.

El farmacólogo John Robert Vane descubrió en el año 1971 que las aspirinas interrumpen la producción de las prostaglandinas porque alivia el malestar general y restablece la temperatura corporal.

¿Cómo logra la aspirina acabar con la producción de las prostaglandinas? lo hace porque inactiva de forma permanente a la ciclooxigenasa, una enzima que fomenta la creación de las moléculas inflamatorias.

Efectos de la aspirina

Ácido-Acetilsalicilico-4

Como cualquier otro medicamento, la aspirina tiene efectos sumamente positivos en el cuerpo humano, algunos de ellos ya se han mencionado a lo largo del post, pero acá se van a explicar de manera amplia.

Antiinflamatorio

Tal como se mencionó con anterioridad, la aspirina tiene la capacidad de detener las alertas inflamatorias en el cuerpo, de esta manera, ataca la razón que esté afectado cualquier zona del cuerpo y hace que vuelva a la normalidad, reduciendo considerable o totalmente las inflamaciones.

Otro punto a destacar es que el medicamento inhibe cualquier adherencia referida a los granulocitos sobre los vasos dañados o deteriorados, estabilizando así a los lisosomas y evitando la producción de las células o componentes que alertan sobre una inflamación.

Analgésico

Este medicamento es conocido por acabar con los dolores leves o aquellos que tienen una intensidad limitada, esto es porque actúa en sintonía con su efecto antiinflamatorio, mismo que inhibe cualquier estímulo que fomente el dolor cerebral o subcortical.

Es importante mencionar que las aspirinas deben consumirse moderadamente cuando se trata de dolores, esto es debido a que, después de cierto tiempo, no surte efecto, así que solo debe cumplirse el tratamiento y evitar las sobredosis.

Antipirético

Además de sus funciones anteriores, este fármaco también es especial para reducir los niveles de fiebre en el cuerpo. El efecto antipirético es producido porque el medicamento se encarga de inhibir la COX y la interleucina-1 dentro del sistema nervioso, ambos son liberados a través de los macrófagos cuando hay dolor o inflamación corporal.

Los estudios han logrado demostrar que este ácido logra interrumpir o detener la fosforilación oxidativa de las mitocondrias ubicadas en los cartílagos y del hígado, pues difunde el espacio existente entre ambos órganos y transportar cada protón en la respiración celular.

Antiplaquetario

Cuando se consume una dosis pequeña del medicamento, por ejemplo, 81 mg diarios, se origina una prolongación baja en los lapsos de sangrado en cuerpo, pero si existe una dosis continua de alrededor de una semana del fármaco, entonces el sangrado se multiplica.

Estos cambios ocurren gracias a las inhibición de la COX en las plaquetas, así que puede vivir entre 8 y 10 días sin ningún problema. Todo esto hace que la aspirina sea totalmente recomendada para evitar infartos y accidentes cerebrovasculares, de hecho, se recomienda consumir al menos 40 mg del medicamento diariamente para inhibir proporciones específicas de tromboxano tipo A.

Cuando se logra esa inhibición, no inhibe la síntesis de la prostaglandina I2, así que serán necesarias más dosis para que pueda actuar como un antiinflamatorio eficaz.

Efectos secundarios y contraindicaciones del ácido acetilsalicílico

Ácido-Acetilsalicilico-5

Aún cuando se consuma el medicamento bajo las dosis recetadas, siempre existirá la posibilidad de tener efectos secundarios, entre ellas, las náuseas, irritación gástrica, úlcera gástrica, vómitos o úlceras duodenales. También es posible que aparezcan síntomas adversos como el asma, cambios dérmicos o hepatotoxicidad, pero esto es poco probable.

Algunos pacientes que presentan estos síntomas tienen adaptación de mucosa, por lo que se curan aún cuando siguen consumiendo la aspirina como tratamiento principal, así que para muchos, sigue siendo un fármaco confiable.

Ahora, cuando se abusa de su ingesta, lo más seguro es que el paciente empiece a padecer de nefritis, es decir, inflamaciones en el riñón o una vasodilatación a nivel periférica porque existe una acción completa en el músculo liso. Si las dosis son realmente altas, es decir, a un nivel alarmante, las personas tienen problemas en la audición, psicosis, delirios, vómitos constantes, vértigo, estupor y acúfenos, pero si se suspende su ingesta, todo pasa a segundo plano. Cuando todo pasa a mayores, el paciente puede quedar en coma porque el medicamento actúa directamente en el bulbo raquídeo.

Para este punto, se está frente un nivel altamente tóxico de la aspirina, por lo que es posible que se evidencia una alcalosis respiratoria, depresión respiratoria, acidosis metabólica, intolerancia a la glucosa y cardiotoxicidad. Si se consumen alrededor de dos gramos de aspirina, es posible que los niveles de ácido úrico en el torrente sanguíneo aumente de manera alarmante.

Respecto a las contraindicaciones, cuando los pacientes padecen de hemofilia, no pueden consumir estos ácidos porque tienen efectos antiplaquetarios, tampoco es recomendable tomar ácido acetilsalicílico en el embarazo porque puede ocasionar preeclampsia y eclampsia.

Si el paciente es alérgico al naproxeno o al ibuprofeno, tampoco es recomendable tomar el fármaco, pues quiere decir que esas personas son intolerantes a los salicilatos, es decir, a los antiinflamatorios que carecen de esteroides. En caso que el paciente sea asmático o sufra de broncoespasmos, las dosis de aspirinas deben ser bien moderadas para no generar problemas en el futuro.

Los médicos no recomiendan que pacientes diabéticos, con úlceras, gastritis o enfermedades renales consuman aspirinas y, en caso de hacerlo, debe ser bajo la receta de su médico de cabecera con indicaciones previas, pues es posible que se generen sangrados gastrointestinales.

Si el paciente ha tomado alcohol previamente, tampoco puede consumir aspirina. Luego de realizar diversos análisis, los científicos comprobaron que las aspirina tiende a ocasionar o generar anemia hemolítica en pacientes con deficiencia en la glucosa-fosfato deshidrogenasa, de hecho, esto puede empeorar si su consumo se basa en cantidades grandes.

Preguntas Frecuentes sobre Ácido acetilsalicílico

¿Qué es el ácido acetilsalicílico?

Es un medicamento que revierte las inflamaciones, baja la fiebre y alivia el dolor corporal.

Leer más

¿Para qué sirve el ácido acetilsalicílico?

Para mejorar la salud del paciente que ha presentado síntomas como la fiebre, inflamación o dolor.

Leer más

¿Cómo actúa el ácido acetilsalicílico?

Como un inhibidor.

Leer más

¿Qué pasa si tomo aspirinas durante el embarazo?

Es posible que la paciente presente preeclampsia.

Leer más

¿Cómo se toman las aspirinas?

Puede administrarse vía oral, intravenosa o rectal.

Leer más


Bibliografía

Pérez, Mariana. ( Última edición:21 de febrero del 2021). Definición de Ácido Acetilsalicílico. Recuperado de: https://conceptodefinicion.de/acido-acetilsalicilico/. Consultado el 24 de julio del 2021