Definición de Maldad

- Definista

Este concepto se refiere a la falta de bondad que una persona debe tener según su naturaleza o destino. De esta manera, el mal es el valor dado a algo que cumple con esta característica, a veces se aparta de la legalidad o la honestidad, perpetrando infortunio o calamidad, convirtiéndose en consecuencia malo. El mal es un elemento metafísico que el hombre mismo forja cuando toma decisiones y que, en general, encierra aspectos bastante malos.

Maldad

Desde los inicios de la humanidad, el mal se ve como una realidad de la cual debemos alejarnos porque no aporta nada positivo sino todo lo contrario.

Desde esta concepción, por lo tanto, se ha derivado que prácticamente todas las religiones que existen en el mundo proponen a sus fieles que se desliguen del mal o de cualquiera de las formas que este puede adoptar, y en cambio promueven que se acerquen lo bueno para el combate definitivamente, de alguna manera toma el camino del bien como un antídoto eficaz contra el mal y el mal.

El individuo que presenta maldad se caracteriza especialmente por no tener sentimientos de cariño, amabilidad, aprecio, empatía por el otro que sufre, entre otras emociones positivas, sino por el contrario, un sentimiento de absoluta aversión por todo lo que lo rodea, que lo guiará a actuar con la conducta más fría y equivocada que se pueda tener.

El mal es la consecuencia de la toma de decisiones de un individuo al cometer ataques que afectan la integridad de otras personas y conducen a la miseria en todos los sentidos.

Al distinguir el concepto de pura maldad, se identifican varios aspectos de él y generalmente nos encontramos con los diversos hechos que un ser humano puede llevar a cabo con fines completamente negativos, fuera de la moral y los límites que tiene una sociedad. Es interesante resaltar, por ejemplo, cuando una persona elimina a otra le quita la vida por diversas razones, incluidas la venganza, la envidia, la pasión, etc., en ese momento aflora el sentimiento de maldad que lleva en su ser . Estos parámetros de comportamiento generalmente están relacionados por la ausencia de haber obtenido amor y sentimientos positivos en otra etapa de sus vidas, y frente a esto alimentan su mal al repetir las mismas situaciones.

La política usa mucho esta estrategia de demonizar y catalogar de malo a un líder político para que el electorado le tema, y así quitarle votos o intencionalidad de los mismos.

Bueno, el hecho es que los hombres tienden al mal. Entonces, el problema radica en saber de dónde viene ese mal, es decir, cuál es su origen. Si llegamos a saberlo, tal vez podamos actuar en consecuencia y erradicarlo,, de nuestras vidas, al menos en parte porque todo el mal es pernicioso.


Sugiere un concepto

Definiciones Relacionadas:


Otros conceptos: